Guía para el mantenimiento de su puerto deportivo

Guía para el mantenimiento de su puerto deportivo

El mantenimiento adecuado de un puerto deportivo es esencial para evitar problemas causados por la negligencia o el cuidado inadecuado. La limpieza y el mantenimiento frecuentes del muelle y otros componentes mantendrán la zona limpia, sana y segura.

Si las siguientes tareas de mantenimiento forman parte de su rutina habitual, contribuirá a garantizar la longevidad de su puerto deportivo y la satisfacción de quienes lo utilizan.

Mantenimiento preventivo

Realice una inspección visual semanal

Uno de los consejos más importantes para el mantenimiento del puerto deportivo es revisar la zona semanalmente. Realizar inspecciones periódicas le permite identificar pequeños problemas antes de que se conviertan en grandes perturbaciones del servicio. Estas inspecciones son una forma de mantenimiento preventivo, que le ayuda a evitar problemas en lugar de pagar costosas reparaciones después de que se produzcan problemas graves. El mantenimiento preventivo es especialmente importante para los componentes del puerto deportivo que podrían presentar problemas de seguridad, como la integridad estructural del muelle o el equipo eléctrico.

El agua y la electricidad son incompatibles, por lo que deberá comprobar con frecuencia el sistema eléctrico de su puerto deportivo. Su inspección visual semanal debe incluir la revisión de los componentes eléctricos para ver si hay signos de corrosión, falta de componentes o daños. Las salpicaduras de agua salada pueden provocar corrosión y el agua puede causar cortocircuitos u óxido. Busque estos problemas en los componentes eléctricos. Si encuentra algún problema en los sistemas eléctricos, como luces que parpadean, hágalo reparar inmediatamente.

Otra tarea para su inspección semanal es examinar el muelle en busca de signos de daños por accidentes. Los daños a corto plazo en los muelles probablemente no provengan de la exposición al sol o a las precipitaciones. Incluso si un accidente de navegación no causa daños visibles, cierre el muelle e inspeccione cuidadosamente su integridad estructural, incluidos los cimientos. Los daños que podrían causar un problema de seguridad pueden no ser evidentes de inmediato.

Si pasa una tormenta por su zona, inspeccione sus muelles para ver si el viento o los restos arrastrados por las olas han causado daños en alguno de los muelles o componentes. Comprueba también el equipamiento del puerto deportivo después de una tormenta para asegurarte de que funcionará como es debido cuando la gente vuelva al puerto, como los cabrestantes y los elevadores.

Estas inspecciones visuales no deben sustituir a exámenes más exhaustivos de los equipos y estructuras de su puerto deportivo. Realice limpiezas y servicios regulares a intervalos programados, dependiendo de la tarea. Algunas tareas debe hacerlas antes y después de la temporada, mientras que otras requieren que las realice mensual o anualmente. Otras tareas dependen del tipo de muelle que tenga su puerto deportivo por su tipo de muelle, sus comodidades y otras características.

Considere el material del muelle

Considere el material del muelle

Las tareas específicas que debe realizar en su muelle del puerto deportivo dependen en gran medida del material utilizado para su construcción. Algunos materiales de muelles requieren mucho menos mantenimiento que otros, por lo que debe conocer los diferentes materiales de muelles y los problemas más comunes asociados a cada uno de ellos. Este conocimiento le ayudará a crear un programa de limpieza y cuidado personalizado para mantener los muelles de su puerto deportivo seguros y protegidos durante toda la temporada y para su uso continuado en el futuro.

1. Madera tratada a presión

La madera tratada a presión es un material rentable para los muelles. Este tipo de madera requiere un sellado regular para evitar la humedad que puede provocar la putrefacción. Los muelles de madera tratada a presión pueden desarrollar varios problemas que tienen otros tipos de muelles de madera, como astillas y podredumbre. Si su muelle utiliza madera tratada a presión de calidad marina, es probable que dure más que los muelles que no están fabricados con este tipo de madera extra-resistente.

2. Madera dura

Las maderas duras son maderas densas y duraderas que resisten la putrefacción, la invasión de insectos y el desgaste. Un tipo común de madera dura para cubiertas es el ipe, que es el nombre común del palo de hierro o del nogal brasileño. Si tiene un muelle de madera dura, disfrutará de años de uso siempre que lo mantenga regularmente aceitado y limpio para proteger la superficie.

3. Compuesto

El material compuesto es otra opción duradera. Este material utiliza una combinación de fibras de madera y plásticos para crear una mezcla de materiales que duran mucho tiempo y sólo necesitan un mantenimiento sencillo. Algunas marcas pueden incluir superficies de resina para evitar el moho y la descomposición y son tan duraderas como algunas maderas duras.

Cuestiones comunes que hay que comprobar

4. Aluminio

El aluminio es un metal ligero que no se pudre ni sufre plagas de insectos. Sin embargo, el aluminio puede corroerse si no se mantiene limpio. Cuando se expone a los elementos, el aluminio también puede oxidarse. Puede recubrir la superficie con una laca para evitar este daño en la apariencia del muelle. Aunque son resistentes a la corrosión, los muelles de aluminio necesitan una limpieza regular para mantener su buen aspecto.

5. Polietileno

El polietileno es un tipo de plástico que resuelve muchos de los problemas asociados a otros tipos de material para muelles. Los muelles fabricados con polietileno no se pudren, no se oxidan, no se deforman, no se corroen ni necesitan ser pintados. Aparte de la limpieza habitual, este material casi no necesita mantenimiento. No obstante, debe comprobar las conexiones del muelle y los flotadores del mismo cuando utilice muelles flotantes de polietileno en su puerto deportivo.

Cuestiones comunes que hay que comprobar

Cuestiones comunes que hay que comprobar

Cuando revise sus muelles, preste atención a los problemas más comunes. Aunque no todos los materiales de los muelles experimentan los siguientes problemas, no debería omitir la comprobación de signos de desgaste o daños incluso en los muelles de bajo mantenimiento. Estas comprobaciones preventivas periódicas harán que los muelles de su puerto deportivo tengan un buen aspecto, funcionen correctamente y sean seguros para los usuarios de sus instalaciones.

1. Óxido

El óxido o la corrosión pueden producirse en los muelles de aluminio o en las partes metálicas de otros muelles. Preste atención a los signos de decoloración o desgaste en cualquiera de los componentes metálicos de su muelle. El óxido compromete la integridad del metal, especialmente si no se elimina. Limpie las pequeñas cantidades de óxido con vinagre. Si hay partes muy corroídas que podrían hacer que su muelle sea inseguro, sustituya esas secciones lo antes posible. Utilice alternativas resistentes a la corrosión para sustituir las piezas oxidadas o selle los componentes para evitar el problema en el futuro.

2. Rot

La putrefacción de la madera puede ocurrir cuando no se sellan adecuadamente los muelles de madera. Este problema es especialmente común en los muelles de agua salada. La mejor manera de prevenir el problema es tratar su muelle de madera con sellador o aceite. Si ve madera podrida en cualquier parte del muelle, retire las partes afectadas y sustitúyalas por piezas de madera nuevas de inmediato.

3. Deformación

La madera se deforma cuando está expuesta al agua. Compruebe si hay partes de su muelle de madera que se han deformado o doblado, especialmente al comienzo de la temporada de funcionamiento. Si detecta una pequeña curvatura, puede sujetar la madera hasta que recupere su forma plana. Sin embargo, en caso de deformaciones graves, sobre todo si las curvas suponen un peligro de tropiezo, sustituya la madera para evitar problemas adicionales.

4. Decoloración

La decoloración se produce tras la exposición a los elementos y a los rayos UV. tras la exposición a los elementos y a los rayos UV. Los muelles de madera empiezan a adquirir un aspecto plateado o grisáceo. Esta decoloración hace que sus muelles parezcan viejos y mal cuidados. El lijado, tintado o aceitado regular de los muelles de madera dura o el sellado de otros tipos de muelles de madera pueden restaurar el aspecto de la superficie de su muelle deportivo.

5. Astillado

Las astillas plagan las cubiertas de madera con regularidad. Estas astillas de madera son un peligro doloroso para quienes caminan descalzos por el muelle. Lijar los muelles de madera eliminará las astillas y mantendrá la superficie lisa. El cuidado frecuente con sellador o aceite y la limpieza también pueden evitar que la madera se astille. Sin embargo, si ve varias astillas en una misma tabla, sustituya la madera por una nueva.

6. Conexiones al muelle

Compruebe que todas las conexiones del muelle están firmemente sujetas e intactas, incluidos los enganches, las barandillas y las pasarelas. Sustituya las conexiones dañadas en cualquier sección del muelle para mantener la unidad segura y protegida. También debe buscar signos de óxido o daños en las conexiones metálicas del muelle y sustituir esos componentes si es necesario.

7. Riesgos de resbalones y caídas

Los peligros de resbalones incluyen superficies húmedas y resbaladizas, materiales derramados y tablas sueltas. Inspeccione regularmente sus muelles para detectar este tipo de peligros y corríjalos lo antes posible. Las caídas desde los muelles son más peligrosas que los típicos tropezones porque la persona que tropieza puede caer al agua y correr el riesgo de ahogarse. Coloque señalización para evitar que se corra, se salte y se nade en el puerto deportivo y ayude a reducir los accidentes.

8. Obstáculos en el muelle

Los obstáculos en el muelle pueden ser basura, carga, maquinaria, artículos perdidos o clavos en las tablas. Estos objetos pueden hacer que las personas tropiecen o se lesionen en el muelle. Algunos objetos también crean riesgos de incendio si la gente no puede evacuar el puerto deportivo de forma rápida y segura a través de los muelles en caso de emergencia.

Un clavo expuesto, aunque tenga una cabeza plana, puede cortar o empalar un pie que pise directamente sobre él. En el caso de los muelles de madera, comprueba si hay clavos arrancados y vuelve a clavarlos en su sitio o sustitúyelos.

Retire otros objetos de los muelles y coloque la señalización adecuada para mantener los muelles despejados.

9. Hundimiento de los flotadores del muelle

Si tiene muelles flotantes, compruebe el estado de los flotadores del muelle. No debería ser necesario mirar demasiado de cerca los flotadores para averiguar si existe un problema. El hundimiento de partes de un muelle flotante indica un problema con el flotador del muelle correspondiente. Repare el flotador para que el muelle vuelva a ser seguro.

10. Grapas, cuerdas y líneas de servicios públicos

Revise la seguridad de las cornamusas en el muelle. Examine diariamente las cornamusas, las cuerdas y los cables de servicio para asegurarse de que están intactos, firmemente colocados y que no bloquean los caminos. Vuelva a asegurar cualquier componente que no esté firmemente en su sitio.

Características de seguridad

11. Características de seguridad

Asegúrese de que su sistema de seguridad contra incendios funciona. Realice inspecciones periódicas del sistema de extinción de incendios y compruebe que dispone de extintores eficaces. También debe comprobar que dispone de dispositivos de flotación salvavidas en su muelle. A menos que las ordenanzas locales especifiquen lo contrario, coloque un dispositivo de flotación con una cuerda de 60 pies y 3/4 de pulgada de diámetro cada 200 pies a lo largo de los muelles. Utilice únicamente dispositivos aprobados por la Guardia Costera de los Estados Unidos para sus dispositivos de rescate de flotación arrojadizos.

12. Escaleras de acceso

Revise la integridad de las escaleras de acceso a sus muelles. Asegúrese de que las escaleras de acceso a los muelles están bien sujetas y de que se mantienen en buen estado. Repare cualquier daño en estas escaleras o sustituya las escaleras rotas de inmediato. También debe comprobar regularmente si hay signos de herrajes sueltos o faltantes en las escaleras y reparar estos componentes.

Lijar y teñir el muelle

Lijar y manchar su muelle

El lijado elimina las astillas de la superficie de un muelle de madera. Cuando se renuevan las superficies de madera, el lijado elimina el tinte antiguo y prepara la superficie para aceptar el nuevo color. Programe el repintado después de la limpieza profunda anual del muelle. Realice estas tareas al final de la temporada, cuando los niveles de agua del puerto deportivo son más bajos. Este momento le permite acceder a una mayor parte de la madera del muelle.

Si su puerto deportivo sufre las duras condiciones del invierno, puede limpiar, lijar y teñir el muelle después del invierno para refrescar su aspecto de cara a la próxima temporada. Elija un tinte resistente al agua y con bajo contenido de compuestos orgánicos volátiles (COV) para la superficie. Si es posible, opte por un tinte respetuoso con el medio ambiente que no afecte negativamente al ecosistema acuático. Espere a que el tiempo esté seco y tranquilo para teñir la terraza. El viento, la lluvia o el agua que cae sobre el muelle pueden afectar a la calidad del tinte o a su capacidad de secado rápido.

Sepa cuándo debe reemplazar su muelle

Es esencial aprender las señales de cuándo su muelle necesita reparaciones en comparación con cuándo requiere ser reemplazado. Las reparaciones menores pueden mantener su muelle intacto y con buen aspecto temporalmente. Sin embargo, muchos muelles, especialmente los de madera, acabarán necesitando una sustitución completa.

Si hay que sustituir varias tablas de su muelle debido a la podredumbre generalizada, sustituya todo el muelle. Si la podredumbre o el óxido son excesivos y la sustitución de un par de tablas no es una solución adecuada, los signos indican que su muelle ha llegado al final de su utilidad. Los muelles que no están cuidados requerirán ser reemplazados antes que los muelles bien cuidados.

Otra señal para reemplazar todo el muelle es el daño severo en los cimientos. Los cimientos de madera bajo el agua se pudrirán más rápidamente a causa del agua y la fauna que las partes del muelle que están sobre la superficie. Los postes del muelle deben estar colocados a un mínimo de cuatro pies en el suelo. Si su muelle actual no cumple estas normas, debe sustituir el muelle y sus cimientos.

Limpieza profunda anual

La limpieza profunda anual de un muelle elimina la acumulación de suciedad y algas. Para casi todos los tipos de muelles, un cepillo y un limpiador ecológico serán suficientes para eliminar las manchas superficiales. El bicarbonato de sodio funciona bien para limpiar los muelles de aluminio. Las manchas profundamente incrustadas en los muelles de madera requieren una limpieza, lijado y repintado. Nunca lave a presión los muelles de madera. La alta presión del agua dañará la madera, haciendo que se astille y se desgaste prematuramente.

En el caso de los muelles de polietileno, no dude en utilizar limpiadores a presión para eliminar la suciedad profunda o las algas. Estos tipos de muelles son más resistentes que los de madera y pueden soportar los rigores del lavado a presión.

Inspeccione los componentes eléctricos mensualmente

Una inspección visual semanal de los componentes eléctricos puede detectar problemas como cables enredados, corrosión, uso inadecuado del equipo, cables o carcasas eléctricas dañadas, signos de incendios eléctricos anteriores o piezas que faltan. Aumente este breve examen del sistema eléctrico con una revisión mensual más exhaustiva de los componentes.

Una vez al mes, compruebe que los cuadros eléctricos y las centrales eléctricas funcionan con el voltaje necesario y que lo hacen como es debido. Debe realizar este examen táctil antes de que comience la temporada si tiene un puerto deportivo de temporada.

Una vez al año, realice pruebas de resistencia a la tierra e imágenes infrarrojas de todos los equipos eléctricos. Estas pruebas en profundidad de su equipo pueden detectar problemas que las inspecciones visuales o táctiles podrían pasar por alto y garantizar la seguridad prolongada de su sistema eléctrico.

Comprobar los cimientos

Compruebe los cimientos

El estado de los cimientos de su muelle es importante para determinar si hay que mantenerlo o sustituirlo. Al menos una vez al año o al final de la temporada, compruebe la integridad y la profundidad de los cimientos. Si los postes del muelle no se asientan al menos un metro en el suelo, sustituya el muelle y sus cimientos. Unos cimientos tan desgastados pueden indicar que el muelle está dañado.

Asegúrese de que el equipo funciona correctamente

Revise todo el equipo al final de cada temporada. Aproveche la temporada baja para sustituir los elevadores o cabrestantes desgastados o hacer reparaciones. Al comienzo de la temporada, haga otro examen del equipo para asegurarse de que todas las piezas funcionan como se espera. Un equipo que funcione correctamente garantizará que los usuarios de su puerto deportivo no tengan problemas cuando salgan a pasar un día en el agua.

Cuando compruebe el funcionamiento de los equipos en el puerto deportivo, verifique también que la señalización de seguridad está intacta y es legible. Es posible que tenga que sustituir las señales desgastadas o rotas. La señalización de su puerto deportivo debe incluir una lista de sus normas, información de contacto sobre seguridad, la ubicación de los DEA y los botiquines de primeros auxilios y advertencias contra el baño en el puerto. Si tiene un muelle de combustible, coloque una señalización que prohíba fumar en la zona.

Revise regularmente los tacos y otros componentes del muelle

Compruebe que cada deslizamiento tiene calas aseguradas. Sustituya las cornamusas que falten y apriete las que se hayan aflojado. También debe buscar signos de daños en los parachoques de las embarcaciones que tenga y reemplazar los parachoques con desgarros en la superficie.

Al final de la temporada, cuando se retiren los muelles flotantes, examine las piezas de flotación. Cuando estos componentes utilicen espuma, asegúrese de que tienen un cerramiento completo alrededor de la espuma para proteger el entorno acuático. En el caso de otros tipos de flotadores, compruebe que mantienen el muelle al nivel adecuado sobre el agua. Las secciones deben estar intactas y uniformes.

Vaciar frecuentemente los contenedores de basura

Convierta el vaciado de los contenedores de basura en una tarea diaria para los trabajadores de su puerto deportivo. Durante la temporada alta, es posible que tenga que hacer este trabajo dos veces al día. Una vez al día puede ser suficiente en los periodos más flojos. Los cubos de basura atraen a ratas, insectos, fauna y otras plagas a la zona. Vaciar los cubos al final del día disuade a la fauna de acudir a su puerto deportivo al anochecer en busca del contenido de los cubos de basura y de causar posibles daños a los muelles, las embarcaciones y el equipo.

Durante el día, no dejes que los cubos de basura rebosen. Los cubos de basura llenos incitan a la gente a tirar la basura al suelo porque no tienen un lugar donde depositarla. Esta basura puede caer al agua y dañar el medio ambiente. La basura alrededor del puerto deportivo también da un aspecto descuidado al espacio y supone un peligro de resbalones y caídas.

Vigilancia de las infracciones de la política

Por último, esté atento a los huéspedes que violen las políticas de su puerto deportivo. Sus normas y reglamentos ayudan a preservar el medio ambiente, la seguridad de los huéspedes y la integridad de su puerto deportivo. Forme a los empleados del puerto deportivo para que vigilen y denuncien a los visitantes que infrinjan las políticas.

Aplique siempre las consecuencias establecidas para los infractores de las normas. En el caso de los acuerdos de uso del puerto deportivo, escriba lo que sucederá a quienes utilicen su espacio e incumplan las normas. Puede utilizar un sistema escalonado que incluya una advertencia en la primera infracción y la suspensión del puerto deportivo en las siguientes. Aunque este método requiere un seguimiento de los que incumplen las normas, protegerá a los demás usuarios de su puerto deportivo de comportamientos inseguros.

Más información sobre EZ Dock

Más información sobre EZ Dock para facilitar el mantenimiento adecuado del puerto deportivo

Si quiere reducir el trabajo necesario para mantener su puerto deportivo, elija los muelles de polietileno de EZ Dock. Nuestra empresa ha proporcionado muelles flotantes modulares a los propietarios de puertos deportivos y a otras personas durante más de 26 años. La construcción de nuestros muelles le garantiza que no tendrá que realizar trabajos adicionales para preservar su integridad. El material no se pudre ni se astilla y no necesita ser repintado.

Nuestros muelles de bajo mantenimiento son duraderos y duran años. Incorpore estos muelles de polietileno a su puerto deportivo si desea una solución más resistente y atractiva. Dé el paso de mejorar su puerto deportivo hoy mismo con un producto EZ Dock sin preocupaciones. Póngase en contacto con nosotros hoy mismo para saber más sobre nosotros y nuestra línea de productos de muelles duraderos.

Comparte: