Filtros
Cerrar

Cómo dominar la técnica del eslalon acuático

Si has probado el esquí acuático con dos esquís y ya lo dominas, quizá te preguntes qué más puedes hacer. El esquí de eslalon es una buena manera de probar algo nuevo en el agua. Es un poco más difícil de aprender que el esquí normal, pero es un reto divertido.

¿Qué es el esquí acuático de eslalon?

El esquí de eslalon es cuando sólo se utiliza un esquí. El esquí se conoce como slalom, y tiene dos fijaciones para que puedas poner un pie delante y otro detrás.

El esquí acuático de eslalon es una de las categorías de competición de esquí más populares y comunes. Una competición implica el uso de múltiples boyas en un recorrido. Cada vez que se completa el recorrido, el remolcador aumenta su velocidad. Estas velocidades pueden llegar a ser de 55-58 kilómetros por hora (34-36 millas por hora).

Cómo hacer esquí acuático de eslalon

Estos son los cuatro pasos para dominar el esquí acuático de eslalon.

1. Aprender a empezar con un solo esquí

El primer paso es aprender la posición de esquí acuático de eslalon. Empieza doblando la rodilla sobre el pie de la fijación delantera. Este suele ser tu pie dominante. Sigue doblando hasta que la rodilla te toque el pecho. La cuerda debe estar en el lado opuesto del esquí de tu pie dominante. Por ejemplo, la cuerda estará en el lado izquierdo del esquí si tu pie derecho está delante. A continuación, dobla la otra rodilla, pero mantén el pie libre para arrastrarlo y conseguir estabilidad. Cuando la embarcación se mueva hacia delante, mantén los hombros orientados hacia delante e inclínate ligeramente hacia atrás. Mantén la parte delantera del esquí centrada en la embarcación y deja que su impulso te impulse hacia arriba.

2. No te rindas

Es probable que te lleve unos cuantos intentos y unas cuantas caídas. Mantén el pecho hacia delante y los hombros rectos. Sujeta la cuerda del esquí por las caderas. Recuerda que debes inclinarte hacia atrás lo suficiente como para no ser arrastrado por la parte delantera del esquí. Si te levantas demasiado pronto, la cuerda se te arrancará de las manos.

3. Desarrollar una base de eslalon

Una vez que te sientas cómodo yendo en línea recta y manteniéndote erguido, empieza a probar otras cosas sencillas. Puedes inclinarte suavemente hacia un lado para cruzar la estela, y luego intentar volver al centro utilizando la velocidad del barco como palanca. Para girar, gira la punta de tu esquí hacia la estela y tira lentamente para llevar el mango hacia tus caderas. A continuación, puedes intentar salir de la estela para costear.

4. Practicar, practicar y practicar

Como en cualquier deporte, la práctica es la clave. Puedes probar varios ejercicios de eslalon para mejorar. Sigue intentándolo hasta que puedas cruzar la estela por ambos lados de la embarcación como si estuvieras zigzagueando entre boyas. Aprende a mantener un ritmo suave y prueba a ir a diferentes velocidades.

El esquí acuático es más fácil con EZ Dock

Haga que el esquí acuático y otras actividades acuáticas sean fáciles con la ayuda de EZ Dock. Llevamos más de 26 años en el negocio y somos pioneros en muelles flotantes y otras innovaciones. Vea nuestros productos y solicite un presupuesto hoy mismo.

Comparte: